¿Cómo solucionar la incontinencia urinaria?

¿Cómo solucionar la incontinencia urinaria?

Texto de Odette Freundlich, Directora de Centro Miintimidad
Kinesióloga especialista en disfunciones del suelo pelviano y sexualidad

Durante mi estadía en China, aprendí muchas cosas interesantes, entre ellas el tipo de escritura. La mayoría de las palabras no son solo letras sino símbolos, que unen diferentes significados para expresar una palabra.

Me llamó la atención la forma de escribir micción, se usan 2 símbolos: Uno es cuerpo y otro es agua, o sea agua que sale del cuerpo, y  se pronuncia ‘niao’.

Para escribir incontinencia urinaria, también usan 2 símbolos: Uno es pérdida y el otro no elegante, ósea perdida de algo no elegante, y se pronuncia ‘shi jin’. Me encantó este término, pues la verdad es que perder orina no es elegante. No es normal perder ni siquiera una gota de orina a ninguna edad, después de haber logrado el control de esfínteres, por supuesto.

En todos los lugares públicos en China el W.C es un hoyo en el suelo, y está marcado donde uno debiera ubicar los pies para que el chorro de orina caiga dentro.

Por lo tanto se debe orinar de pie, con las rodillas flectadas y el cuerpo inclinado hacia adelante. Esta es una buena posición para relajar la musculatura del suelo pelviano y el esfínter urinario externo, que es voluntario y que al contraerse  nos ayuda a mantener cerrada la uretra para no perder orina. Al relajarse logramos vaciar el contenido de orina que hay en la vejiga, o sea actúa como una llave de paso.

La función de la vejiga es almacenar orina y tiene una capacidad aproximada de 500 cc en la edad adulta. Es recomendable vaciarla y orinar máximo cada 4 horas, pues podemos perder el poder que ésta tiene de distenderse y producir alteraciones como infecciones urinarias a repetición, dificultades en el vaciamiento, etcétera.

Lamentablemente, este mecanismo a veces se altera, produciéndose la incontinencia o pérdida de orina ya sea por esfuerzos como toser, estornudar, saltar, tener  relaciones sexuales, por urgencia o ambas. Existiendo diferentes  grados según su severidad.

El tratamiento va a depender de la severidad de ésta, requiriendo cirugía en algunos casos y, en otros, tratamiento kinésico especializado en rehabilitación del suelo pélvico.

Esto no ocurre -como se piensa- sólo en la tercera edad, sino que es muy frecuente en mujeres jóvenes, sobre todo después del parto. Si nos encontramos con una mujer que pierde orina al toser o reírse, debemos realizar ciertos ejercicios específicos para fortalecer los músculos del suelo pelviano y el esfínter uretral externo, para lograr así el cierre efectivo de la uretra frente a los esfuerzos.

A veces es difícil localizar esta musculatura, por lo cual usamos un equipo llamado Biofeedback, el cual puede monitorear la musculatura perineal y llevar la señal a un computador, en donde podemos observar como contraemos y relajamos esta musculatura.

Además podemos utilizar una variada gama de  pequeñas pesas vaginales, las cuales se introducen en la vagina y se realizan ciertos ejercicios contra resistencia, al igual que bolitas entrelazadas, con un terminal que queda fuera del orificio vaginal. Los ejercicios perineales van aumentando  en número de repeticiones, en dificultad y se van realizando en distintas posiciones a medida que las pacientes van progresando.

Por otro lado, si presentas urgencia para orinar, orinas muy frecuentemente y a veces no alcanzas a llegar al baño y te mojas, estaríamos frente a una incontinencia de urgencia. En este caso, fuera de realizar los ejercicios perineales con Biofeedback, debemos re educar la vejiga, para que esta vaya aumentando su capacidad de almacenamiento, hasta llegar a micciones cada 4 horas, sin que existan pérdidas de orina.

Las pacientes tienen una pauta de ejercicios, que deberán realizar en casa. También es importante eliminar de la dieta alimentos que contengan cafeína, como café, té, tomate, chocolate y bebidas gaseosas, pues estos son irritantes para la vejiga.

En Centro Miintimidad, contamos con profesionales especializadas en el área y equipamiento sofisticado y adecuado para realizar las terapias.En general se realizan 10 sesiones, una vez por semana. Mientras antes se comience el tratamiento es mejor, por lo tanto, si presentas alguna de estas alteraciones te aconsejo consultar.

www.miintimidad.cl

Categories: Vida Sana

Write a Comment

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*