Guía práctica para lucir un jeans en toda ocasión

Guía práctica para lucir un jeans en toda ocasión
  • El jeans es una de las prendas más universales en el mundo del vestuario. Hoy, las mujeres lo usan en todo tipo de ocasiones, pero muchas veces no lo combinan bien. Por eso, una experta entrega una serie de tips para no cometer groseros errores de moda.

Existen múltiples tipos de jeans. Aunque todos cuentan con la característica tela de mezclilla, se diferencian unos de otros en el color, en si son ajustados u holgados, en la cantidad de bolsillos, en el diseño, etc. Lo cierto es que la llamada “prenda más democrática de la moda” se ganó esa denominación porque se considera que puede servir para todo tipo de ocasiones. Aunque esto puede ser verdad, lo importante es cuál jeans se elige para cada situación y cómo se combina.

Las grandes tiendas suelen tener toda una sección destinada a los jeans, donde marcan la diferencia entre las distintas variedades que existen. Por eso, para lucir bien esta prenda, lo primero es conocer cuáles son las ventajas y desventajas de cada uno de los tipos de jeans y ojalá probarse diferentes modelos para evaluar cuál te queda más cómodo.

Los ‘Boyfriend’ son jeans anchos que quedan totalmente holgados; son tan largos que incluso puedes doblarlos en la parte inferior. Se llevan ojalá desgastados, ya que la idea del modelo es que parezca que tienes puestos los pantalones de tu novio. Los ‘Skinny’ son los famosos “pitillos”, es decir, son ajustados a las piernas desde el muslo hasta los tobillos. En tanto, los jeans de ‘corte recto son los clásicos pantalones de mezclilla que se ajustan en las caderas y caen rectos hacia los tobillos. Los ‘Flared son pantalones ajustados en las caderas y anchos hacia abajo y normalmente tiene más volumen a partir de las rodillas”, describe Alejandra Álvarez, coordinadora académica de la Escuela de Vestuario y Textiles de la Universidad del Pacífico.

Cuando vistes un jeans es muy importante con cuál zapato lo combines. No es lo mismo lucir un jeans con apariencia de desgastado con zapatillas, a elegir un pitillo y ponerse tacos altos. “Las mujeres más altas pueden utilizar cualquiera de los tipos de jeans mencionados con zapatos planos o altos. En tanto, las más bajas deben usar los flared con zapatos altos y si son con plataforma mejor, ya que así complementan el estilo setentero. Caso especial son los boyfriend, ya que son pantalones bastante cómodos, pero lo mejor es usarlos con tacos para hacer un contraste entre lo masculino del pantalón y lo femenino de los zapatos”, recomienda la diseñadora.

Hoy en día los jeans no tienen la entrada cerrada a los ambientes laborales, ya que todo depende con qué se combine en la parte superior del cuerpo de la mujer. Según la docente, los mejores jeans para el trabajo son los clásicos de corte recto y los pitillos.

“Los jeans más versátiles son los de corte recto, ya que su estilo clásico queda bien con todo y se pueden usar con un blazer y tacos para ir al trabajo, al igual que los pitillos o los skinny. Si son de colores oscuros (azul marino o negro), también acompañarían bien en una salida nocturna. En tanto, los fleares pueden ser combinados con muchas prendas superiores, pero si se desea mantener el estilo hippie es ideal utilizarlos con una chaqueta con flecos o algún poncho con pequeños estampados. Finalmente, los boyfriend son más adecuados para el fin de semana por su apariencia informal. Además, para no generar mayor volumen visual, los jeans boyfriends pueden combinarse con alguna blusa, polea o sweater, siempre y cuando estas prendas queden más arriba que el pantalón”, concluye Alejandra Álvarez.

Foto vía: anavasquez.com

Categories: Datos y Tips, Moda